•     Juguito de naranja

Los zumos y la fruta atenuan el dolor propio de la resaca según ha demostrado un estudio del British Medical Journal. La vitamina C y la fructosa ayudan al hígado a descomponer el alcohol. Además, según un estudio de The American Journal of Clinical Nutrition, aumentan la limpieza del alcohol en sangre en un 100%. Cuanto más fresco mejor, así que exprímelo tú mismo.

•     Un Gatorade salva más que una sal de frutas

El alcohol actúa como diurético y lleva a la deshidratación, lo que te provoca mal aliento y un dolor de cabeza palpitante. Las bebidas isotónicas tienen los electrolitos que necesitas y son mejores que el café o el té, ya que, como diuréticos, te hacen perder más agua. Si te fijas, verás que hay otros hombres de camino a la oficina que llevan Gatorade o Aquarius en la mano. No estás solo.

•     Leche

No es sólo una manera más de mejorar la absorción de líquidos: la leche es también rica en calcio, lo que suaviza la irritabilidad asociada con la resaca. También es una buena fuente de cisteína, un aminoácido que disuelve el acetaldehído, que produce tu cuerpo cuando intenta procesar el alcohol (etanol). Así que te levantarás muuuuuy despejado.

•     Huevos

Si no puedes soportar estar de pie más de cinco minutos, lo que necesitas es un desayuno rápido a base de huevos. Tienen gran cantidad de cisteína, un aminoácido que disuelve el alcohol y que actúa como una depuradora. Si tienes valor, combina el huevo con zumo de naranja. Los huevos crudos pueden tener salmonela, así que lávalos. Esperamos que consigas retenerlo en el estómago.

•     Jugo de tomatito

Cuando empiezas a beber, expeles electrolitos, minerales que mantienen el equilibrio de fluidos, como el potasio. Cuando los niveles bajan, aparece el dolor de cabeza, la fatiga y las náuseas. El zumo de tomate contiene estos minerales en abundancia, así que lo que te recetamos es un “Virgin Mary” (un Bloody Mary sin alcohol).

•     Ajo

El resto tóxico que deja el alcohol se convierte en acetaldehído, un compuesto químico nocivo que daña los radicales libres. Esto crea un efecto como el que causa el envenenamiento por radiación, lo que explica que la resaca te dé náuseas. El ajo contiene S-allyl cisteína, una sustancia que previene el daño y te hace sentir menos frágil.

•     Jengibre

Lo mejor para aliviar las náuseas. Tanto en zumo, como en digestivo o en té, el jengibre contrarresta la sensación de mareo. Un estudio de Obstetrics & Gynecology concluyó que contrarrestaba el vómito y la náusea en embarazadas: si puede con su malestar matutino, podrá con tu pequeña indisposición de la mañana después. Nota: el jengibre fresco puede irritar al estómago vacío.

•     Menta

Popular para tratar los mareos y las náuseas, la menta actúa como un ligero anestésico para las paredes estomacales, lo que evitará que te pongas perdido de camino al trabajo. Prueba las cápsulas de aceite de menta, el té o los caramelos, que también se ocupan del aliento alcohólico. El licor de menta no vale.

•     Plátano

Un estudio de Quarterly Journal of Studies on Alcohol, una publicación para la que casi todos los periodistas están cualificados para trabajar, demostró que altas dosis de B6 reducen los síntomas de la resaca. Un plátano tiene la mitad de la dosis diaria recomendada (DDR) de B6. También es una gran fuente de potasio (ver zumo de tomate).

Juguito de naranja.
Juguito de naranja.

•     Bicarbonato de sodio

Las náuseas resultantes de beber tu peso en alcohol se deben a la acidez. Una cucharadita colmada de bicarbonato de sodio en un vaso de agua neutraliza el ardor estomacal, reduciendo la gravedad. Además, es rápido: la efervescencia fomenta la absorción instantánea. Para entendernos, es como un espumoso…

•    Atún

La dehidrogenasa de alfa-cetoglutarato puede ser difícil de pronunciar, pero ahora mismo es tu mejor amiga. Cuanto más tiempo pase el alcohol en tu sistema, peor será el dolor de cabeza, y es esta enzima la que lo pondrá en marcha. Un filete de atún pequeño contiene un 40% de la DDR de esta vitamina. Pero a primera hora de la mañana quizá te apetezca más una tostada con atún en conserva. Vale, no pasa nada.

•     Yogur natural

La vitamina B5 estará ausente de tu cuerpo si has estado bebiendo. Sin ella, no tienes materias primas para poder seguir adelante. El yogur natural es una buena fuente y es suave con el estómago si lo tienes revuelto. Un puñado de frutos del bosque, al ser antioxidantes, ayudan a reparar el daño de los radicales libres y te preparan para enfrentarte a los flashbacks.

Fuente: Informe 21 y los curados amigos de El Sol de Iquique.