De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de Bremen, el olor es el factor de mayor peso en la atracción sexual. Según el portal perfumesclub.com, la experta Ingelore Ebberfeld, líder de la investigación, reveló que para la mayoría de los encuestados los olores más estimulantes sexualmente fueron: olor corporal sin perfume 48%, axilas 23% y olor de pecho 21%.

En el estudio participaron 432 (273 mujeres y 159 hombres) de entre 15 a 84 años de edad.

De acuerdo con la investigadora, debido a diversas restricciones culturales, nosotros no reaccionamos de manera inmediata o automáticamente ante los olores estimulantes. Aun así, el 76.4% de los hombres y mujeres se sienten sexualmente estimulados por ciertos olores.

Casi la mitad de los encuestados reconoció que se excitaba debido al olor corporal de sus parejas. El 8% de los hombres y un 5% de las mujeres respondieron que algunas veces tomaban ropa interior de sus parejas para excitarse.

Un 45% de las personas afirmó que el cuerpo perfumado le resultaba altamente atractivo sexualmente.

Un 31% habló del olor íntimo, mientras que un 26% de las féminas dijeron excitarse debido al olor posterior al acto sexual. En cambio, un 43% de los hombres se excitaba a partir del olor de los genitales femeninos.”

Otra de las conclusiones que se infieren de este estudio es que un olor muy fuerte casi siempre resulta molesto y no induce al sexo.

Fuente: Informe 21