Aunque para muchos, las fiestas de fin de año son motivo de alegría y de compartir, para otros no es más que un momento de tristeza, depresión y ansiedad, señalan los especialistas del Instituto Nacional de Salud Mental “Honorio Delgado – Hideyo – Noguchi” .

En ese sentido, el doctor Humberto Castillo Martell, director general de dicha institución recomendó evitar los momentos de soledad, saliendo o compartiendo con la familia y/o amistades.

El galeno manifestó que la Navidad es un momento muy especial en términos emocionales, como si se expresaran en su mayor intensidad todas las expectativas de bienestar, felicidad y realización de las personas, especialmente los niños.

“Muchas personas han sufrido algún tipo de crisis o separaciones en la familia, y es en esta situación donde se agudiza todas las contradicciones emocionales, angustia y tristezas, llegando a un estado depresivo tomando incluso decisiones de suicidio” acotó.

Asimismo, lamentó que esta fecha se destaque un modelo de vida centrado en el consumo de objetos y regalos, lo que también contrasta con la realidad económica de algunas personas, generando frustraciones y angustias.

“Debemos recordar que lo importante es compartir este tiempo con la familia y no fijarnos en cosas materiales», dijo.

Recomendaciones:

Si notas que alguien de tu familia o de tus amistades presenta:

– Desgano por comer.
– Sólo quiere dormir y tiene desinterés en estas fiestas.
– Se siente triste, melancólico y pesimista.

No lo dejes solo, escúchalo e invítalo a compartir en estas fiestas, y ayúdalo acompañándole a que reciba soporte médico en un Establecimiento de Salud.

Fuente: Informe 21