6acfab03492f855a2cf4d52ea46afc39Sin embargo, expertos aseguran que, además de las vacaciones, existen momentos claves para disfrutar de las relaciones sexuales que van más allá de separar una ocasión especial en una habitación de hotel o coordinar una velada. De hecho, algunas te sonarán inusuales, pero aseguran que vale la pena intentarlas.

1. El día antes del periodo menstrual

Para un orgasmo sorprendente, estudios aseguran que el mejor día es justo el anterior a tener tu periodo menstrual, según Laurie Watson, terapeuta sexual en North Carolina, y autora de “Wanting Sex Again”. “Cuando hay retención de sangre en tu útero, se perciben más las contracciones durante el orgasmo, y el tejido labial y el del clítoris tienden a ser más sensitivos cuando retienes fluidos”, explica. “Convéncete de darte la oportunidad, aun si te sientes hinchada e incómoda, porque los resultados te pueden sorprender”, asegura.

2. En días calurosos

El calor invita a estar ligeros de ropa. Planifica una tarde inolvidable con tu pareja al aire libre –claro, siempre cuidando que no te sorprendan-, sugiere dice la sexóloga Amy Levine, de Nueva York. A su vez, Tammy Nelsen, experto en sexualidad y relaciones de pareja, y autor del libro “Getting the Sex You Want”, menciona que “el sol promueve la producción de serotonina en el cerebro, lo que aumenta tu ánimo y te ayuda a disfrutar más de tu cuerpo”.

3. Durante las vacaciones

De acuerdo con el portal harpersbazaar.com, expertos aseguran que el periodo en el que una sesión de sexo puede durar más es cuando ambos en la pareja están de vacaciones. Por eso no sorprende que, en este sentido, el periodo que comprende entre Navidad y Año Nuevo suele ser ganador, ya que una gran cantidad de parejas coinciden en días libres. “Cuando no tienes trabajo ni presiones y estás pasando más tiempo con tu pareja, es más fácil experimentar más relaciones lujuriosas y relajadas”, expresa Terence Watts, una psicoterapeuta de Gran Bretaña que se especializa en problemas psicosexuales. Claro, hay que comprometerse a encender la chispa. “Coquetea con tu pareja en la mañana. Susúrrale al oído y realiza contacto visual a lo largo del día”, con miradas provocadoras para animarla a rendirse a la pasión, añade.

4. Aprovecha la mañana

Es común en los hombres despertar con erecciones. Así que, en vez de hacerlo esperar todo el día para un encuentro sexual, programa tu alarma para despertar unos minutos antes de la hora acostumbrada. Así podrás tener un “quickie” como primer contacto en la mañana. “Mientras más pasan los años, más las mujeres tienden a sentirse más cansadas en la noche, así que tener sexo en la noche o la tarde se torna cada vez menos deseable”, dice Laurie Watson. En otras palabras, aun cuando te de pereza madrugar un poquito más, verás que tienes más energías para el encuentro. Además, un estudio del médico alemán Peter Platz encontró que muchas mujeres que formaron parte de la investigación y que nunca habían tenido un orgasmo, reportaron que el periodo entre las 0:00 a.m. y 6:00 a.m. era cuando habían obtenido grandes dosis de placer.

5. Cuando tienes dolor de cabeza

Aunque se ha convertido en una excusa para muchas mujeres, lo cierto es que tener relaciones sexuales puede ayudar a desaparecer el malestar de ese dolor de cabeza. Incluso, un estudio realizado por un grupo de neurólogos en la Universidad de Munster en Alemania, y publicado en 2013 en la revista Cephalalgia, encontró que resulta beneficioso para aliviar los síntomas de la migraña. Según los investigadores, tener sexo pudiera ser más efectivo que tomas pastillas para tratar el dolor.

6. Cuando tienes los síntomas del periodo menstrual

El periodo premenstrual puede tomar días. Pero fuera de privar a tu cuerpo de contacto sexual por las molestias generadas por esta etapa, hacer el amor puede ayudar a reducir las molestias, explica Levine. “Pudiera ser porque un orgasmo provoca contracciones uterinas, lo que ayuda a aliviar el dolor”. También, “tu cuerpo libera oxitocina y dopamina, lo que te hará sentir más feliz y relajada”, añade.

Fuente: Informe 21