El ex Contralor General de la República, Ramiro Mendoza, apareció ayer en una publicación en el diario español El País, dando unas duras declaraciones ante el escenario político que vive nuestro país.

Según Mendoza, la gente en Chile “está emputecida contra el poder político y también contra la gran empresa”. De acuerdo a la publicación, el ex Contralor “considera que el problema económico es estructural y de difícil solución”. “Se trata de la trampa de los países emergentes que salen rápido del subdesarrollo, como ha sido el caso de Chile, pero después encuentran que les falta la arquitectura de la gobernanza”, añadió.

Además la nota consigna que, a juicio de Mendoza, el descontento se debe a “las expectativas frustradas” de la clase media chilena ante la inacción del Gobierno.

Sin embargo, Mendoza cree en que, “pese al daño hecho por las recientes revelaciones al ego nacional, Chile sigue siendo diferente del resto del continente. Existe aún un orden institucional. Nada que ver, dicen algunos, con el espíritu de ‘sálvese quien pueda’ de los países vecinos”.

Fuente El Mostrador