En el contexto de las últimas declaraciones de la Presidenta Michelle Bachelet, en las que admitió que no contará con los recursos previstos para implementar las reformas prometidas en campaña, asegurando que «habrá que jerarquizar», el ex candidato presidencial Marco Enríquez -Ominami cuestionó severamente el argumento de la falta de dinero para concretar los cambios.

«La excusa según la cual no hay plata representa lo peor de la política. Significa que el actual gobierno prometió sin preocuparse de realizar las reformas necesarias para que sus promesas se transformen en realidad”, dijo, según consigna La Tercera.

El líder del Pro, salpicado también por el escándalo de boletas cuestionadas a través de un asesor, criticó la manera en que particularmente se conformó la reforma tributaria, desde donde se obtendrían los recursos para financiar los cambios en Educación. «No es razonable que este gobierno haya realizado una reforma tributaria sin incorporar un royalty a la minería, ni a la riqueza financiera, y que ahora nos vengan a decir que no hay plata. Es el discurso que escuchamos por años. Para la Concertación y la derecha siempre hubo algo más urgente que la educación, salud y jubilados. Esto demuestra la improvisación con la cual se ha estado trabajado”, aseguró.

Enriquez Ominami cree que el «gobierno debe dar explicaciones y no caer en el populismo de hacer campaña con promesas que no va a cumplir. La inacción no produce crecimiento. Advertimos en 2013 y 2014 que las reformas eran insuficientes. Crecimiento económico y reformas sociales no son ni nunca han sido, incompatibles. Es hora de trabajar en serio, con convicción, sin abandonar reformas”.
El Mostrador