Sports Illustrated eligió 2016 como el año para hacer diferentes cosas por primera vez. No sólo tendrá tres diferentes portadas de su edición de trajes de baño, sino también incluye a una modelo de talla grande en su portada y ofrece la primera sesión fotográfica a través de la realidad virtual.

Ashley Graham de origen estadunidense y cuyas medidas son 96-96-116, se convirtió en la primera modelo “plus size” en ocupar la portada de la revista. La noticia, la dio a conocer la noticia a través de su cuenta de Instagram en donde escribió: “Esta portada es para cada mujer que ha sentido que no es lo suficientemente bonita debido a su talla.”

En entrevista para la revista People, Ashley dijo que poner a una chica de su talla en la portada de una revista tan importante no es sólo una forma de romper las barreras, sino que se está convirtiendo en algo estándar.

“Tener a alguien con celulitis y cuyos muslos no están firmes y quien habla de eso y de cómo no dejar que la sociedad te haga sentir menos por tenerlo, es lo que realmente necesitamos… Necesitamos mujeres que hablen de las cosas que hacen y cómo están cambiando el mundo en vez de juzgar el exterior”, continuó.

Además de Graham, la luchadora estadunidense Ronda Rousey y la modelo Haile Clauson forman parte de esta edición de trajes de baño que por primera vez tendrá tres portadas diferentes y las cuales comenzarán a estar disponibles a partir de hoy en Estados Unidos.

 

Internet