El «Crespo» en Carrera, al llegar a Arturo Fernández.

Están en las calles de Iquique Glorioso y muy pocos los toman en cuenta. Son los perritos de la calle, que viven del cariño de los vecinos.

Son tan nuestros y como dice la canción de Alberto Cortez: “Era un callejero con el sol a cuestas, fiel a su destino y a su parecer, sin tener horario para hacer la siesta, ni rendirle cuentas al amanecer”.

Morrino
«El Morrino» duerm su siesta en Covadonga, cerca de la casa de sus dueños.
20160329_092407
«Blanquito», espera que la botillería abra al público.
20160329_092434
«Neron» amigo de «Blanquito», también cuidan La Boya.
20160329_105326
«Fiel amigo», cuida la cuadra de su amo en El Morro.
IMG-20160318-WA0014
«Tuco» y «Pancho» descansan en Arturo Fernández.