Con la finalidad de mejorar las relaciones personales en la oficina, Per-Erik Muskos, concejal de Overtornea, Suecia, propuso que los empleados tomen una pausa en su horario habitual de trabajo para tener relaciones sexuales con su pareja. Con base en la iniciativa, el receso sería de una hora y pagada por el empleador.

Con la finalidad de mejorar las relaciones personales en la oficina, Per-Erik Muskos, concejal de Overtornea, Suecia, propuso que los empleados tomen una pausa en su horario habitual de trabajo para tener relaciones sexuales con su pareja.

«Hay estudios que muestran que el sexo es bueno para la salud«, explica el político, que asegura, con esto también se optimizará la calidad de sus labores.

Con base en la iniciativa, el receso sería de una hora remunerada, por lo que los jefes deben confiar en que sus trabajadores dediquen ese tiempo a intimar. Además, se estima que también se incremente la felicidad entre los involucrados. Tomen nota concejales de Iquique y Alto Hospicio…

FuenteInforme 21