“Mientras más se conoce, más sorprende la forma en que el senador Jaime Orpis (UDI) traspasó a pagos de cuentas familiares y campañas políticas los dineros que recibió irregularmente de empresas, principalmente Corpesca”, de esta forma comienza un reportaje de CIPER que deja calato (en pelotas) la red que tenía el senador gremialista por Tarapacá para recibir platas mal habidas.

Orpis no solo recibía dineros de Corpesca, sino tambien de Entel, Quiborax, GTD Teleductos, Agrícola Tarapacá y Costanera SA Comercial e Industrial, donde la exconsejera regional de la UDI, Viviana Quiroz era el motor de las pedidas de platitas.

“Una de las cosas que ha sorprendido de la investigación sobre Jaime Orpis, es que pese a invocar su alto endeudamiento por las campañas políticas como justificación de sus manejos indebidos de dinero, utilizara estos fondos para pagar lujos, como la Cofradía Náutica de Frutillar”.

Para leer el reportaje de CIPER, pinche AQUI.