En una apuesta difícil se colocó el candidato presidencial del Progresismo, Maco Enríquez Ominami, al reunirse con el presidente Evo Morales en Bolivia. Antes de ingresar a la reunión se mandó un video dedicado a Sebastián Piñera, donde justifica su presencia en Bolivia para “perseverar en fortalecer el diálogo”, en medio de las tensas relaciones diplomáticas entre el Gobierno de Chile y el Palacio Quemado.

Esto fue en respuesta a las críticas del expresidente Piñera: “Creo que ese principio se rompe cuando los candidatos hacen ofertas como si estuvieran representando a toda la sociedad chilena”, aseguró Piñera en una conferencia de prensa la mañana de este martes.

ME-O contraatacó con todo: “No te voy a responder. Tu ya tuviste tu chance. Aquí vengo entrando a la residencia del presidente de Bolivia”, comenzó diciendo a través de un video difundido por el diario bolivianos La Razón.

“No voy a polemizar. Tu eres parte del pasado. Vengo aquí, cara a cara, no por Twitter como tú, a conversar con el Presidente de Bolivia del futuro de Chile y de Bolivia”, agregó.

El Progresista insistió en que “ahora nos toca a muchos reparar todo lo malo que hiciste. No sólo con el (Puente) Cau Cau, con La Araucanía, sino también con los vecinos. Le costó caro al norte de Chile. Le costó caro a los empresarios”, recalcó.