Mientras el Ministerio Público y la PDI trabajan para aclarar el homicidio de la joven Rosalva Gómez, encontrada en el Zig Zag la mañana del miércoles, en las redes sociales había conmoción. También el presidente Evo Morales se sumó al dolor que afecta a la familia de la joven que había llegado hace dos años a Chile.
Rosalva trabajaba en un salón de belleza en el centro de Iquique y deja una hija de 8 años.

Anoche, se hizo una velatón en el frontis de la Universidad Arturo Prat para repudiar el homicidio de Rosalva.


También la comunidad boliviana residente en Iquique solicitó el apoyo de sus compatriotas para repatriar el cuerpo de Rosalva a Cochabamba.