La encontraron en el centro de la ciudad turisteando, pero los ágiles del SAG se pusieron en alerta de inmediato.

No estaba muerta, andaba de parranda, dice la famosa canción. Y así mismito encontraron un ejemplar silvestre de Ceratitis capitata, más conocida como la mosca de la fruta, cerca del mercado Centenario. Con el fin de encontrar la presencia de larvas y huevos del insecto, el Servicio Agrícola y Ganadero de la Región de Tarapacá, acompañados del seremi de Agricultura, comenzaron a trabajar para controlar una posible plaga.
El seremi de Agricultura, Fernando Schiffelle Ruff, llamó a la comunidad a ayudar con el control que realiza el SAG y a recibir si es necesario en sus hogares a los funcionarios del Servicio, quienes estarán revisando cada rincón iquiqueño por la posibilidad de encontrar huevos o larvas. Chile se encuentra libre de esta plaga desde el año 1995.