En un recorrido por la plaza Condell de Iquique Glorioso podemos observar varios teléfonos públicos, donde muchos no funcionan y les falta el auricular. Podríamos decir como titulo de canción que el celular mató al teléfono fijo o de línea.

Según el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) hasta el año 2018 en Chile había casi 27 millones de celulares, es decir más de un aparato por chileno.

Hoy mientras vemos como la agonía de los teléfonos públicos en la zona urbana, hace 44 años, en marzo de 1974 se anunciaba con bombos y platillos que en Iquique se iban a instalar cinco teléfonos públicos, que denominaba la antigua Compañía de Teléfono como “Out Door”.

Estos aparatos se habilitaron en diferentes sectores del centro de Iquique Glorioso. Uno en la Plaza Prat, frente al Banco de Chile, según informaba El Tarapacá.

El segundo Teléfono público en la “Remodelación El Morro”, otro en el Mercado, por Barros Arana. El cuarto aparato frente a la entrada principal del Hospital Regional y el último en el Parque Balmaceda, frente a la Escuela Industrial (Politécnico).

“Esta nueva realización de Compañía de Teléfonos de Chile constituye un activo más de adelanto para nuestro puerto, dada las características de estos equipos”, informaba en marzo de 1974 el desaparecido matutino iquiqueño.

El Tarapacá, marzo 1974.