En la sesión de la tarde de este lunes, los concejales junto al alcalde Mauricio Soria tenían la oportunidad de terminar con el contrato, que por decir lo menos, tiene privatizada las calles céntricas de Iquique Glorioso.

El municipio acusa a Concesiones Iquique S.A. de graves y reiterados incumplimientos de contrato por parte de la empresa, por eso llamó a votar para terminar el contrato que termina el año 2044. Pero no se contaba que algunos concejales se abstuvieron de votar, ellos son Juan Lima Montero, Claudia Yáñez, Felipe Arenas y la sorpresiva decisión de Arsenio Lozano, cercano al sorismo.

A favor de terminar con el contrato (PLR para la galería) a la empresa, estuvieron el alcalde Mauricio Soria, Octavio “Clavo” López, Matías Ramírez y Domingo Campodónico. Se inhabilitó el eterno sorista Guillermo Cejas, su decisión se justifica por una disputa legal con la empresa. Y, quien tuvo los pantalones bien puestos para decir que estaba en contra fue el concejal PS, Mitchel Cartes.

HISTORIA
Pero recordemos como empezó este culebrón. En mayo de 2018 fuera la última vez que el alcalde Soria Macchiavello pusiera en tabla este tema, luego de que la Contraloría General de la República emitiera un dictamen al respecto y de que se siguieran acumulando antecedentes, el jefe comunal volvió a someter a votación del Concejo Municipal, en sesión extraordinaria realizada este Lunes 12 de Agosto, el fin del vínculo entre la Municipalidad de Iquique y Concesiones Iquique S.A.

Y al igual que en la ocasión anterior, la votación de los ediles determinó no aprobar la propuesta de Soria Macchiavello. “Cuando Myrta Dubost era alcaldesa y se aprobó este contrato de concesión de estacionamientos, se vendió la imagen de que existirían guardia-ayudas que entregarían seguridad a los usuarios. Hoy, la empresa no resguarda ni ayuda, por el contrario, se han incrementado los delitos vinculados al robo a vehículos. Ese es el principal incumplimiento, el que afecta a los ciudadanos”, expresó el alcalde.

INSPECCION DEL TRABAJO
Otro de los argumentos esgrimidos por la Municipalidad de Iquique para poner fin a este contrato, es la serie de demandas laborales presentadas por los trabajadores de Concesionaria Iquique S.A., de las que ha tomado conocimiento la Dirección Regional del Trabajo.

Tras el resultado de la votación del Concejo Municipal, la situación sigue como hasta ahora, es decir, se mantiene la concesión de estacionamientos en Iquique, que en 2019 cumple ya una década, y se encuentra vigente según contrato, hasta el año 2044.