Con una intervención urbana que mostró el trabajo realizado en los 16 barrios de Iquique, Alto Hospicio y Pozo Almonte, además de un recorrido por las obras de mejoramiento del entorno de la población Norte Hospital con la Ruta del Barrio, y la participación de los arquitectos del programa Quiero Mi Barrio y de los equipos municipales en un conversatorio transmitido vía streaming, el Ministerio de Vivienda y Urbanismo realizó su participación en la XXI Versión de la Bienal de Arquitectura, denominada “Feria Libre de Arquitectura 2019”.

La cita del urbanismo que se desarrolla hasta el 11 de octubre, marcó un hito con la descentralización y el concepto propuesto para sus expositores. Por primera vez se desarrolla simultáneamente en cuatro regiones del país, siendo Tarapacá una de ellas.

“Nuestra participación recogió el concepto planteado por los organizadores, de destacar los avances urbanos desde la mirada cotidiana y corriente. El Minvu ha desarrollado importantes políticas públicas en esta línea, pero sin duda, el programa “Quiero Mi Barrio” plasma el sentido de construir ciudad desde su base, que son precisamente las villas y poblaciones donde viven las familias que dan vida a la ciudad. Por eso hemos querido mostrar en esta Bienal lo que hacemos, desde los cotidiano”, explicó el Seremi de Vivienda y Urbanismo, Carlos Prieto.

RUTA DEL BARRIO
La participación del Minvu comenzó con un recorrido hacia el interior del barrio Norte Hospital, desde la plaza Prat. Transportados por la Micro del Barrio, la autoridad regional, junto a representantes de la organización de la Feria de Arquitectura, profesionales del ámbito y vecinos, llegaron a la sede de la tradicional población, siendo recibidos por las dirigentas de la JJ.VV Norte Hospital N° 6 , Rosa Coevas Zambra y la Presidenta del Consejo Vecinal de Desarrollo Barrial, Sonia Reyes Oyarzun.

“Agradezco que el seremi y todas las personas hayan venido a nuestra casa, donde trabajamos por tres años para sacar adelante muchas obras comunitarias. Ahora tenemos una sede multifuncional que es el orgullo de todos, pero destaco también como algo importante la parte social, ya que con Quiero Mi Barrio se integró gente que no se había visto nunca y este lugar fue su punto de encuentro”, precisó esta última dirigenta.
Por su parte, Rosa Coevas indicó estar “contenta que haya venido el seremi para que vea lo que hicimos con la ayuda que nos entregó. Estamos contentísima con estas nuevas dependencias y también con las otras obras que desarrollamos”.

El recorrido por el barrio consideró la Sede Social, Paseo San Rosendo y la Plazoleta Juan Rojas, obras que fueron construidas en el marco del programa Quiero Mi barrio con una inversión superior a la $430 millones.

COMUNICADO