Una denuncia en la Contraloría General de la Republica realizó el consejero regional Rubén López Parada por los pagos que se efectuaron a la empresa Leandro Sembler e Hijo S.A., a cargos de los trabajos del “Proyecto Conservación Global Mixto por Nivel de Servicio y por Precios Unitarios de caminos de la provincia del Tamarugal, sector Camiña -Colchane Etapa II, Región de Tarapacá”.

Los trabajos, según la denuncia de López Parada no tenían el nivel de ejecución, sin embargo, se pagaron como realizados, todo esto bajo el visto bueno del Inspector Fiscal. Las obras “muestran un retraso que correspondía al termino del contrato por incumplimiento, según bases licitatorias”, explica el consejero en su denuncia a la Contraloría.

López indica más adelante, que se estaría configurando acciones “tipificadas penalmente con ilícitos de posible ‘cohecho y fraude al Fisco”, además de ‘Falsificación de Instrumento Publico’ y extraordinariamente algún tipo de ‘delito funcionarios”.

El caso quedó en Contraloría como “Irregularidades en licitaciones”. “Irregularidades en ejecución de contratos”, “Irregularidades de orden financiero” y “Faltas a la probidad”.

BONOS TRACK
El consejero López además denunció que la empresa trabaja con un “horómetro”, es decir deja las maquinarias con el motor en marcha, pero sin operarios. Esto suma horas que paga Papá Fisco.