El Presidente Sebastián Piñera anunció que Chile cerrará sus fronteras a partir de este miércoles luego de que el país pasara a la fase cuatro del coronavirus.

El Mandatario hizo el anuncio luego de una reunión en La Moneda con diversos ministros para analizar la situación que vive el país por el Covid-19.

Eso sí, la medida ya había sido tomada por Argentina y Perú, quienes se adelantaron a Chile y habían cerrado el paso con los países vecinos.

Piñera indicó que «al día de hoy el número de contagios alcanza a 155 personas y de acuerdo a la definición de la Organización Mundial de la Salud (OMS) hemos ingresado a la etapa 4 de esta enfermedad, que es la etapa más compleja y estamos preparados para enfrentarla».

«En consecuencia, de acuerdo a las recomendaciones de la OMS, de nuestros asesores y a la experiencia de otros países, hemos decidido adoptar medidas adicionales para combatir la pandemia», agregó el Piñera.

El mandatario  hizo una llamado a la calma, asegurando que «no hay necesidad de sobreabastecerse» y pidió cumplir estrictamente los dictámenes emitidos y evitar «todo viaje y desplazamiento que no sea fundamental».

Además, afirmó que perseguirán y castigarán «a los que no cumplan con la cuarentena que estableció la autoridad sanitaria», aplicando las «multas y penas de cárcel» correspondientes.